Ropa solar: protección uv efectiva

El sol es una fuente importante de vitamina D, pero también puede dañar nuestra piel si no nos protegemos adecuadamente, especialmente durante el verano cuando la intensidad de los rayos solares es mayor. Además de buscar sombra y aplicar protector solar, la ropa adecuada juega un papel fundamental en la protección contra el sol.

En esta nota hablaremos sobre
  1. La importancia de la ropa como protección solar
  2. Factores que afectan la protección de la ropa solar
    1. Entramado del tejido
    2. Tipo de fibra
    3. Color de la prenda
    4. Estado de la prenda (seca o mojada)
    5. Ajuste de la prenda (holgada o estrecha)
  3. Ropa solar: protección adicional
  4. Complementos para protegerse del sol

La importancia de la ropa como protección solar

La Fundación de Cáncer de Piel reconoce que la ropa es la primera línea de defensa contra el sol. De hecho, la ropa adecuada ofrece una protección solar mayor que la crema solar, ya que a menudo no aplicamos la crema de manera correcta. La ropa de manga larga ha demostrado ser diez veces más efectiva que las cremas protectoras, según el profesor de Dermatología de la Universitat Internacional de Catalunya, Ramón Grimalt.

El Ministerio de Sanidad también recomienda usar prendas ligeras, camisas de punto tupido y pantalones largos para bloquear la radiación solar en sus recomendaciones para protegernos del calor.

Factores que afectan la protección de la ropa solar

No todas las telas nos protegen de la misma manera, y no todos los tejidos son igualmente efectivos en la protección solar. Varios factores influyen en la capacidad de una prenda para protegernos del sol, como el entramado del tejido, el tipo de fibra, el color de la prenda, si está seca o mojada, y si es holgada o estrecha.

Entramado del tejido

El entramado del tejido afecta a la cantidad de rayos UV que pueden atravesarlo. Las telas densas y de tejido pulido, como los vaqueros, ofrecen mayor protección. Por otro lado, las telas más naturales y livianas, como el algodón blanco, la seda o el lino, suelen tener un entramado más abierto y permiten el paso de más luz.

Para determinar el entramado de una prenda, se puede sostener a contraluz. Si se puede ver a través del tejido, es posible que este esté demasiado suelto para bloquear los rayos del sol. Además, las prendas desgastadas y viejas pueden perder su capacidad de protección.

Tipo de fibra

Las fibras sintéticas como el poliéster y la lana tienen un mayor factor de protección ultravioleta (UPF) y son las mejores opciones para la protección solar, ya que bloquean mejor la radiación. Por otro lado, telas como el algodón, el lino, el cáñamo, la seda y los acrílicos pueden no filtrar eficientemente la radiación ultravioleta.

Según la Academia de Dermatología y Venerología (AEDV), una camiseta de algodón equivale a un factor de protección solar de 1

Color de la prenda

Contrariamente a la creencia popular, los colores oscuros absorben más radiación que los colores claros. Los colores oscuros evitan que los rayos UV lleguen a la piel, ya que los absorben en lugar de permitir que penetren. Según la AEDV, los colores oscuros filtran hasta un 30% de la radiación solar, mientras que los colores claros filtran entre un 5% y un 12%.

Estado de la prenda (seca o mojada)

La ropa mojada no ofrece tanta protección solar, ya que las gotas de agua permiten que los rayos UV atraviesen el tejido. Además, las gotas de agua actúan como lentes, aumentando los efectos de la radiación.

Ajuste de la prenda (holgada o estrecha)

Si la ropa es demasiado holgada, los rayos UV pueden pasar a través de los espacios entre el tejido y la piel. Por lo tanto, es importante encontrar un equilibrio entre una prenda que no esté demasiado ajustada ni demasiado holgada.

Ropa solar: protección adicional

En los últimos años, se ha desarrollado ropa diseñada específicamente para protegernos del sol. Estas prendas tienen un factor de protección ultravioleta (UPF) que mide la efectividad del tejido para filtrar la radiación ultravioleta. Están compuestas de fibras sintéticas como el poliéster y las nanofibras, y los tintes utilizados tienen colores brillantes que reflejan los rayos UV.

La clasificación del grado de fotoprotección UPF se establece en:

  • Muy alta: 50+
  • Alta: 20-30+
  • Media: 10-15+
  • Baja: 2-8+

Una prenda con UPF 30 permite pasar solo un 3% de la radiación UV, mientras que una prenda con UPF 50 permite solo un 2% de transmisión. Una camiseta de algodón normal ofrece un UPF 15, lo que significa que pasa un 20% de la radiación UV.

Para obtener la certificación UPF, las prendas deben cumplir con normas internacionales establecidas por organizaciones como la American Society for Testing Materials. Las prendas certificadas pueden llevar una etiqueta con el logo UPF y el rango de protección.

Este tipo de prendas es especialmente recomendado para personas de piel clara, personas que pasan mucho tiempo al aire libre y niños, ya que puede ser más fácil usar ropa de protección solar en lugar de estar constantemente renovando el protector solar.

Complementos para protegerse del sol

Además de la ropa, otros complementos como gorras, sombreros y gafas de sol también proporcionan protección contra el sol. Se recomienda utilizar sombreros de ala ancha hechos de fibras vegetales transpirables y ligeras para evitar el calor y el sudor. Las gafas de sol con filtros de categoría alta también son esenciales para proteger los ojos de la radiación ultravioleta.

La elección de la ropa adecuada y el uso de complementos de protección solar son medidas efectivas para cuidar nuestra piel de los dañinos rayos UV. Al prestar atención al entramado del tejido, el tipo de fibra, el color de la prenda y otros factores, podemos asegurarnos de que nuestra ropa nos brinde la protección necesaria contra el sol.

En ginobogani somo expertos en modas, puedes encontrar muchas notas de tematicas similares a Ropa solar: protección uv efectiva en la categoria personalizada de Moda.

Podría interesarte alguna de estas notas relacionadas

Subir